Los Sindicatos Policiales anuncian medidas excepcionales, ante la pasividad del Ministro de Interior

Más de 40 días comisionados en Cataluña, alojados en camarotes reducidos sin ventilación exterior durante las 24 horas, en unos barcos diseñados para el transporte de pasajeros y no para su estancia, problemas con la lavandería, con la comida, con el servicio de mantenimiento, sin descansos para visitar a sus familias, sin la mínima planificación racional de servicios, con desplazamientos de hasta hora y media en algunos casos para realizar servicios de más de 10 horas, además de las dificultades con el cobro de dietas y habiendo percibido solo el anticipo correspondiente a los diez primeros días, y para colmo enterándose de las novedades del dispositivo policial en Cataluña del que forman parte a través de la prensa.

En este escenario, después de esos 40 días, y tras haber demostrado sensibilidad, prudencia y responsabilidad ante el conflicto que al Estado se le ha presentado en Cataluña, todas las organizaciones sindicales representativas en la Policía Nacional en “Unidad de Acción”, han continuado canalizando las quejas de forma razonada, tratando de encontrar el equilibrio entre las demandas que genera el cansancio y el estrés al que están siendo sometidos los policías en Cataluña, y la grave situación que  está viviendo el país, con la esperanza que desde el Gobierno se articulasen vías de solución para solventar los continuos requerimientos que diariamente se producen.

Ante la irresponsabilidad y la indiferencia del Ministerio de Interior que ni siquiera ha contestado al emplazamiento de estos sindicatos para hablar de la equiparación salarial de la Policía Nacional con los cuerpos de seguridad autonómicos, y ante el silencio de una Secretaría de Estado de Seguridad incapaz de revertir la improvisación inicial con la que se planificó la denominada “Operación Copérnico”, las organizaciones sindicales informan sobre un giro en la actitud mantenida hasta el día de la fecha, que se materializará en breve, con el inicio de medidas de presión encaminadas a dignificar la labor y el sacrificio de los de la Policía Nacional, desplazados en Cataluña.

Como primer paso en esa dirección, en el día de ayer los sindicatos representativos comunicaron su no comparecencia la próxima semana ante la Comisión de Interior del Congreso de los Diputados, donde habían sido citados.

Madrid, a 3 de noviembre de 2017

Ver en PDF

(Visited 74 times, 1 visits today)
Compartir